3 febrero 2020

“Gate es una ‘guerra’ pacífica contra las injusticias de la infancia en el mundo”.

En 2017, un viaje a Tailandia marcó un antes y un después para los que hoy son los socios co-fundadores de Gate Of Football. Durante un mes, los ex-futbolistas Juan Povedano y Keko Martínez, se sumergieron en el país para descubrir su naturaleza, cultura y forma de ser de la sociedad tailandesa de la que quedaron impresionados.

Allí descubrieron el amor, la afición y la pasión que existe por el fútbol. Fueron testigos de los partidos que se organizaban en las playas, en los que no existían diferencias y, reinaba el respeto y la felicidad.

Hoy hablamos con el co-fundador de Gate Of Football, Keko Martínez, para que nos explique más profundamente en qué consiste la fundación; quiénes son los Gaters, Gatekepers y Gate Companies; así como la metodología y equipo técnico propio con el que cuentan actualmente en sus dos proyectos en Phuket (Tailandia) y con el Club Atlético Pan Bendito (España).

¿Cómo nace la idea de crear una fundación?

En la empresa que dirijo, Ariete Family Office, me di cuenta que en las conversaciones con nuestros clientes y amigos en sus visitas a la oficina, todos compartíamos un mismo sentimiento, una llamada: queríamos hacer algo para mejorar las cosas que estaban sucediendo en el mundo.

Observando un atardecer en Phuket junto a Juan, nos vino a la mente todo lo que el fútbol había hecho por nosotros. Al mismo tiempo, fuimos conscientes de todo lo que estábamos experimentando en Tailandia así como todo los lazos que nos unían con los tailandeses, a pesar de nuestras diferencias culturales o religiosas.

Este fue el momento en el que nació por primera vez la idea de crear una fundación.

¿Con qué misión comenzáis este trayecto?

Queríamos devolver al mundo lo que nos había regalado el fútbol, una herramienta que nos había transformado positivamente a nosotros y que creíamos que podía hacerlo con aquellos menores que más lo necesitaban.

Decidimos centrarnos así en mejorar las condiciones de los niños, que por diversas causas, están en situaciones complicadas e injustas de la vida.

Para aterrizar esta idea sobre el terreno, realizamos más viajes a Tailandia y  nos reunimos con amigos y profesionales para que nos aconsejaran. A todo ello se unió el apoyo que recibimos por parte de los futbolistas que conocemos y que sienten esa misma inquietud.

Fue en 2017 cuando comenzamos una lucha real contra las injusticias que vivían algunos niños del mundo debido a su estado social, cultural o geográfico. De esta manera, empezamos una “guerra” pacífica pero con total determinación.

El futbol se convierte así en la herramienta clave de vuestro modelo de trabajo. ¿En qué consiste vuestra metodología?

El fútbol y el deporte tienen valores y características intrínsecas, y a veces no explícitas, que nos hacen evolucionar y mejorar como personas. De hecho, las empresas desde hace ya un tiempo trasladan estos valores deportivos a sus equipos de profesionales porque tienen un efecto muy positivo a nivel de rendimiento y de satisfacción en todas las áreas.

A partir de ahí creamos una metodología propia de Gate. Este modelo es puesto en práctica por un equipo de psicólogos, educadores y entrenadores, que liderados por Laura Cano y Juan Povedano, tratan de impulsar el desarrollo de los menores a través de los valores deportivos.

Nuestra metodología se aplica a modo de clases a lo largo de un curso anual, que dividido en diferentes etapas, trabaja tanto la parte teórica como la práctica de los valores en los que nos centramos (esfuerzo, constancia, trabajo en equipo o el respeto, entre otros). La primera parte de la clase es teórica e impartida por el equipo de psicólogos y educadores, mientras que la segunda parte se centra en un entrenamiento en el que se ponen en práctica todo lo aprendido sobre el terreno de juego.

Es una fundación creada y formada por ex-futbolistas y futbolistas profesionales. ¿Quiénes son los Gaters? ¿Cómo colaboran con Gate?

Los Gaters son jugadores o ex jugadores de fútbol profesionales, que mediante una donación económica anual, ayudan a Gate a sufragar la estructura que necesita la fundación.

Además de la financiación, los deportistas tienen una vinculación total con el proyecto. Visitan la delegaciones para explicar a los menores sus experiencias basadas en la superación, logrando así convertirse en ejemplos a seguir para los niños e inspirándoles para su futuro.

Entrenadores, personas relacionadas al mundo del fútbol y otros deportistas también son parte de nuestra familia de donantes.

¿Y los Gatekepers y Gate Companies?

Los Gate Companies son empresas, con una vertiente social en su desempeño empresarial, que desean unirse e identificarse con los valores de Gate Of Football. Asimismo, estas empresas nos ayudan a cubrir las diversas necesidades que surgen en la fundación.

Por su parte, los Gatekeepers son los ‘guardianes de la puerta”. Se trata de un comité de profesionales que comparten una serie de inquietudes sociales. Por ahora, contamos con el apoyo de los escritores Ecequiel Barricart y Pilar Jericó, junto con el conocido artista Juan Manuel Montilla, ‘El Langui’, que ponen su capacidades personal o profesionales al servicio de la ONG. Además nos ofrecen consejos en diversas áreas de la fundación como el de la Psicología, Comunicación, Liderazgo y Organización Empresarial, entre otro ámbitos.

Además del proyecto que tenéis en Tailandia y en España (con el Club Pan Bendito), ¿Gate prevé ampliar su terreno de actuación? 

En la actualidad, en Gate Of Football contamos con dos proyectos: Gate Tailandia y Gate España.

Desde 2018, estamos presentes en dos orfanatos y una escuela en Tailandia. En este caso, en tan solo un año, hemos podido ver las impresionantes mejoras que se han producido en cuanto al comportamiento de los menores: mayor optimismo, compañerismo o trabajo en equipo.

El segundo proyecto comenzó el pasado año cuando llegamos a un acuerdo de colaboración con el Club Athlético Pan Bendito, equipo de fútbol perteneciente al barrio de Pan Bendito en Madrid.

En cuanto a futuros proyectos, buscamos un crecimiento sostenible. No dependemos de organimos, corporaciones o donaciones, sino que aplicamos el pensamiento Punk, esto es, lo pensamos, lo hacemos y por el camino mejoramos o buscamos las soluciones necesarias.

Queremos que Gate Of Football sea un proyecto para siempre y autosostenible.